Cómo elegir el abogado Ideal?

Redacción. 

La elección de un abogado es una decisión determinada por las circunstancias personales. Cada persona puede requerir una asesoría o representación legal en algún momento por diferentes motivos. Existen un gran número de letrados independientes y despachos de abogados a disposición. Elegir el abogado ideal para cada caso se basa en comparar los servicios y valorar ciertas características que se presentan a continuación.

La especialización del abogado ideal

El Derecho es un campo muy amplio y por tal motivo los abogados se especializan en diferentes ramas. Cada problemática se vincula a materias específicas, con sus propios tecnicismos, leyes y jurisprudencia. De esta forma, se pueden encontrar abogados especializados en Derecho Penal, Derecho Administrativo, Inmobiliarios, etc.

Esta es una de las variables por las cuales la contratación de un mismo abogado no suele ser lo ideal para la llevanza de todos los asuntos. Cada cliente debería elegir el profesional que se enfoque en el área de su problema particular.

Experiencia

Es frecuente observar que cada presentación en la Web o en las propias oficinas físicas resalte los años de trayectoria. No es un detalle menor, la experiencia es una base importante en el momento de elegir el abogado ideal. Un letrado experto en una materia específica se desenvuelve con mayor eficiencia porque conoce a la perfección ese universo jurídico.

Los casos de éxitos en supuestos similares al del cliente que está en búsqueda brindan seguridad. Se convierte en una garantía tácita de profesionalidad y mayor probabilidad de un resultado positivo.

Abogado Ideal

La proximidad geográfica

Si bien es real que las tecnologías de comunicación facilitan el contacto en la distancia, en algunos casos no es suficiente. En ciertos asuntos, es sugerible elegir un abogado o despacho con sede cercana a su lugar de residencia o trabajo. De esta manera, es más sencillo mantener un vínculo estrecho, mantener reuniones personales y armar estrategias conjuntas de manera más cercana.

Muchos despachos de abogados tienen sus oficinas en diferentes ciudades para ampliar su área de actuación. También existen aquellos que firman alianzas con otros despachos o disponen de colaboradores del equipo distribuidos en el territorio nacional.

Las referencias

Cuando se busca un abogado, las ofertas son muy variadas y a veces resulta difícil la decisión. Es importante tomarse el tiempo necesario y segmentar según las necesidades propias. Contar con referencias es de gran ayuda porque se obtiene información del trabajo integral del profesional.

Las recomendaciones de abogados de amigos, familiares y colegas con los que hayan trabajado en algún momento también suelen ser habituales. Asimismo, también se puede evaluar las valoraciones que los profesionales tienen en directorios legales, en foros o en sus propias webs. Lo importante es poder contrastar la información.

En algunas ramas del Derecho, es preciso poner mayor atención en la búsqueda. Por ejemplo, hay que estar seguro de elegir abogado cuando se trata de asuntos penales, porque las resoluciones judiciales pueden incluso implicar la pérdida de libertad del cliente.

La disponibilidad del abogado ideal

Los abogados suelen llevar por lo general muchos clientes a los que asesoran y representan. Para elegir al abogado ideal es imprescindible comprobar que tiene disponibilidad para llevar el caso. De nada sirve su especialización, experiencia y cercanía si no tiene el tiempo suficiente para actuar con velocidad.

Algunos bufetes garantizan esta disponibilidad limitando los casos que toman en el mes. Según la complejidad y los procedimientos pueden garantizar la atención idónea a cada cliente.

Un abogado ideal es accesible

La relación entre cliente y abogado es muy estrecha y, en ocasiones, demandante. Ya sea porque el caso lo exige o porque la ansiedad del cliente requiere de una atención extra, debe haber una comunicación fluida. El profesional tiene la obligación de responder a cada consulta y debe aportar tranquilidad a sus representados.

Desde la primera consulta es clave consultar las vías de contacto disponibles, los horarios y los tiempos de respuesta. Las más frecuentes son líneas telefónicas de emergencias, mensajería instantánea y formularios Web.

Empatía del abogado

Elegir el abogado ideal implica tener la confianza suficiente para ofrecer información sensible, tener diálogos claros y honestos. El profesional empático es quien comprende los intereses del cliente y los toma como propios. Mediante un vocabulario claro, un trato cercano y las decisiones compartidas de genera el vínculo a largo plazo.

El abogado sabe escuchar e interpretar las necesidades de sus clientes. Al mismo tiempo, hará preguntas, presentará diferentes alternativas y explicará todas las posibilidades de éxitos y riesgo. Siempre poniendo énfasis en los intereses de su cliente por encima de otras variables y parámetros.

Honorarios transparentes

El coste de contratar a un profesional del derecho no es un tema menor para la mayoría de los clientes. Existen diversas maneras de establecer los honorarios y los profesionales deben exponer aquel utilizado desde un inicio. Lo importante es consultar cuáles son los honorarios, el método de pago y qué incluye. Una vez acordados todos los detalles se firma una carga de encargo en el que se expresa la contratación para evitar problemas a futuro.

La primera consulta: clave para elegir el abogado ideal

Con la claridad de todos los factores a analizar para elegir el abogado ideal, hay que proceder a realizar las consultas pertinentes. Es recomendable seleccionar algunos despachos y solicitar cita previa. La primera consulta gratuita, a los fines de establecer y discutir el enfoque del abogado, resulta favorable para contrastar ofertas con tranquilidad y sin gastos.

En ese contacto nuevo es necesario plantear todas las cuestiones que crea oportunas el cliente. Es el momento para evaluar la especialidad, la experiencia, los honorarios, la cercanía en el trato, la empatía del profesional. Es quizá el punto en el que el cliente se inclina por uno o por otro profesional, siempre con el objetivo de elegir a los mejores abogados.

2 comments

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *