Miquel Roca y José Pedro Pérez-Llorca reciben la Gran Cruz al Mérito en el Servicio a la Abogacía

Redacción.

Miquel Roca y José Pedro Pérez-Llorca, dos de los siete padres de la Constitución de 1978, han recibido hoy en el Pleno del Consejo General de la Abogacía Española la Gran Cruz al Mérito en el Servicio a la Abogacía, por sus dilatadas carreras profesionales como abogados y por sus innumerables méritos como políticos.

El Pleno ya aprobó, el pasado 06 de febrero, por unanimidad la concesión de la condecoración, solicitada por el presidente del Consejo General de la Abogacía Española, Carlos Carnicer.

En su discurso de agradecimiento, Pérez-Llorca ha destacado que “los abogados somos más que auxiliares de la Administración de Justicia, somos los agentes que ponen en marcha la maquinaria de la Justicia”. Por esta peculiaridad profesional “necesitamos una fuerte organización colegial. Los Colegios de Abogados son muy necesarios”.

Por su parte, Roca ha puesto en valor la profesión al asegurar que “el primer garante de los derechos es el abogado; el ciudadano no acude en primer lugar al juez sino al letrado”. Entre las cualidades de la profesión ha destacado que “no se puede ser abogado sin defender la libertad, sin contribuir a la Justicia, y tenemos que seguir construyendo y vigilando el Estado de Derecho”.

Condedoración Roca y Pérez-Llorca
De izqda. a dcha. Pérez-Llorca, Carnicer y Roca.

Victoria Ortega, secretaria general del Consejo General de la Abogacía Española, en su discurso de presentación de los premiados ha destacado su labor en la redacción de la Constitución, “la que nos ha permitido vivir la etapa democrática más larga, más libre, más social y más fructífera de la historia de España”. Toda su labor profesional y en el ámbito político se ha basado en las “ideas de consenso y de renovación y sentido de la democracia y del Estado”.

Carlos Carnicer ha finalizado el acto de imposición de condecoraciones reconociendo los méritos de Miquel Roca y José Pedro Pérez-Llorca quienes “tienen mucho que ver con la transformación de nuestra profesión, siendo determinantes en las modificaciones normativas más importantes para los abogados como la ley que regula el acceso a la profesión o la que regula la relación laboral de carácter especial o las tasas judiciales” recordando que aún queda por derogar su aplicación a ONGs y a las pymes.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *