Altermutua, la mejor Alternativa a Autónomos

Carlos Fabra condenado a cuatro años de prisión

Por Héctor Anaya
Valencia

El expresidente del PP de Castellón y expresidente de la diputación provincial, Carlos Fabra, fue condenado este pasado lunes 25 de noviembre a cuatro años de prisión por 4 delitos de fraude fiscal. La exmujer del político, Amparo Fernández, fue condenada a dos años de cárcel.

La sentencia número 354 de la Audiencia Provincial de Castellón considera probado que defraudó 639 000 euros de IRPF entre 1999 y 2003. La sentencia afirma que Fabra y Fernández realizaron transacciones y movimientos en cuentas de las que eran titulares que «no se corresponden ni con el patrimonio ni con la renta por ellos declarados y que fueron ocultados a la Hacienda Pública». Los hechos constitutivos del delito vienen recogidos en el artículo 305 del Código Penal.

El exdirigente regional fue absuelto sin embargo de los delitos más graves. El tribunal no considera probada la comisión de los delitos de cohecho y tráfico de influencias en relación con la participación de Fabra en la obtención de permisos para la comercialización de determinados productos fitosanitarios. La sentencia también absolvió a Miguel Prim, exsenador del PP, de la acusación de tráfico de influencias.

Según la legislación española, las penas por encima de dos años y un día obligan al ingreso penitenciario al margen de la existencia o no de antecedentes, por lo que, tal y como indicó el tribunal valenciano, Fabra ingresará en prisión cuando la sentencia sea firme.

Todo comenzó en 2003 cuando el empresario que también ha quedado absuelto, Vicente Vilar, interpuso dos querellas a Fabra por haberle cobrado supuestamente por agilizar las licencias para los productos fitosanitarios de su empresa, Naranjax, en los ministerios dirigidos por los entonces ministros de Aznar.

La Fiscalía Anticorrupción pedía entonces 13 años de cárcel para el expresidente del Partido Popular en Castellón, Carlos Fabra, porque a los delitos fiscales añadía los de cohecho y tráfico de influencias. A lo largo de todo este juicio que se alargó diez sesiones y por el que han pasado 9 jueces en total, Fabra declaró que jamás había realizado ninguna gestión frente al Ministerio de Agricultura para favorecer a Vilar ni había aceptado maletines con dinero.

Tampoco se ha podido demostrar el supuesto delito de cohecho al no existir documentación que demostrara los pagos a Fabra por parte de Vilar, quien se retrató durante el juicio y declaró que no había llegado a pagar al político por sus gestiones y favoritismos.

Carlos Fabra ha anunciado que recurrirá la sentencia ante el Tribunal Supremo y, en su caso, ante el Constitucional, porque es “inocente” y ha señalado que no posee dinero para hacer frente a las multas impuestas en la sentencia, que equivale al valor defraudado más intereses.

Por su parte, la número dos del PP, María Dolores de Cospedal, ha mostrado su «respeto» a las decisiones judiciales, aunque ha matizado que no está dictada la última sentencia.

1458960_250309135123984_1617314965_n

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà Els camps necessaris estan marcats amb *

*

Podeu fer servir aquestes etiquetes i atributs HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>